Care Partner Information Sheet

Demencia - Examinando la demencia

En la etapas tempranas de la demencia, muchas personas no se dan cuenta que algo está mal. Muchas personas piensan que los problemas con la pérdida de la memoria son una parte normal del envejecimiento. O bien, pueden saber que tienen un problema, pero no se lo comunican a nadie.

Si alguien tiene problemas con la memoria, debe hacérsele una examinación médica. Una examinación puede determinar si la persona realmente tiene demencia, o es algo mas. Por ejemplo, la depresión, efectos secundarios de medicamentos, problemas de la tiroides, déficit vitamínico, o consumo de alcohol pueden causar problemas de la memoria. A veces se puede solucionar estos problemas.

Ninguna prueba sencilla puede demostrar si una persona tiene demencia. Por lo que un examen completo es necesario. Para empezar, habla con una doctor de cuidado primaria.

Pruebas domésticas de demencia

Muchas pruebas domésticas para diagnosticar demencia están disponibles en internet o por correo tradicional. Los resultas de estas pruebas no son preciso. Sea mejor ir al doctor quien chequeara muchas cosas que causan pérdida de memoria.

¿Qué es lo que pasa durante la examinación de la demencia?

Durante la visita al médico, se le preguntará acerca de las enfermedades actuales o pasadas que la persona ha padecido. Estas enfermedades pueden incluir alta presión arterial, diabetes, apoplejía, golpes en la cabeza, y otras más. Le hará preguntas acerca de los medicamentos que está tomando actualmente. También, se le harán preguntas acerca de la dieta, ejercicio, si fuma o no, y el consumo de alcohol. Otras preguntas cuestionarán si otros familiares han tenido o tienen demencia.

Consecuentemente, el profesional examinará si la persona puede pensar claramente. Podrá pedir al paciente que recuerde, dibuje, o explique cosas, o bien que resuelva problemas simples. Así mismo, determinarán si el paciente sabe donde está y que día es. 

Luego, le harán un examen físico. Este examen implica revisión del corazón, pulmones, reflejos, y otras revisiones. Normalmente, también se lleva a cabo un análisis sanguíneo.

La persona con demencia también puede realizarse tomografías craneales (fotografías del cerebro), llamadas TAC o IRM. Estas imágenes pueden ayudar a mostrar si hay evidencia de demencia en el cerebro o si hay otra condición causando problemas en la memoria. A veces hay necesidad de otra evaluación de ciertos tipos de especialistas.

Escoja el proveedor de servicios médicos adecuado

No todos los proveedores de servicios médicos trabajan con personas con demencia. Para algunos proveedores no se será cómodo decirle a los pacientes que padecen demencia. De hecho, menos de la mitad de los adultos mayores diagnosticados con demencia, o bien su familias, reportan haber sido diagnosticados con demencia. Por lo que antes de programar una cita con profesional para exa-minar problemas de memoria, pregunte que tan frecuente le visitan personas que requieren ser exa-minadas de demencia.

Como elegir un doctor para examinar la demencia

  • Pide una lisa de geriatra (doctores que cuidan a los adultos mayores) a su agencia local del envejecimiento.
  • Hable con la asociación local para el Alzheimer.
  • Preguntar si el doctor acepta el seguro médico de la persona. Sin seguro, los costos médicos asociados con demencia son altos.
  • Si la persona tiene un doctor que le gusta, comuníquese primero con ello. Confirme que el proveedor no tenga ningún problema para revisar pacientes con demencia. De otro modo, pida referencias.
  • Muchos hospitales tienen clínicas para la memoria donde la gente puede ser examinada de demencia. Estas clínicas tienen médicos especializados en demencia.
  • Prepárese para la visita:
    • Traiga una lista de los problemas y un estimado de cuanto tiempo han estado presentes,
    • Traiga una copia del historial médico de la persona,
    • Traiga una lista con los medicamentos, vitaminas, y remedios herbolarios que actualmente toma.

Examinar y Diagnosticar Puede Mejorar la Calidad de Vida

Examinar la demencia puede ser estresante. Sin embargo, una examinación temprana y estar infor-mado acerca de la demencia puede ayudar a los pacientes y sus seres queridos a mejorar la calidad de vida. Saber y planear con anticipación, puede evitar problemas innecesarios y vivir en la una situación más idónea.

Sitios de internet útiles 


Escrito por: Barry D. Weiss, MD